La seguridad, el concepto más importante del verano para la Escuela del Agua

El calor aprieta, llega el mes de julio y por tanto se multiplican las visitas a la playa y a la piscina. Un año especial, en el que las condiciones higiénicas y la distancia física han cobrado una relevancia especial, pero es algo que no nos debe hacer que nos olvidemos de un concepto clásico como es la seguridad.
Por ello, desde la Escuela del Agua, un centro de iniciación y perfeccionamiento de la natación y las actividades acuáticas, queremos lanzar un consejo, para que este verano las visitas a la playa y a la piscina sean lo más agradables posible. Nunca, bajo ningún concepto hay que dejar que los niños se bañen sin la supervisión de un adulto, y hay que extremar siempre todas las precauciones.
La Escuela del Agua imparte desde hace décadas cursos de natación especiales para el verano de una duración de dos semanas cada uno, en los que los más pequeños pueden adquirir las herramientas básicas para desenvolverse en el medio acuático de la mejor manera posible. La mejor opción es la continuidad en la formación y en la práctica durante todo el año, ya que con la asistencia a la Escuela del Agua uno o dos días a la semana de septiembre a junio, permite que los alumnos lleguen al siguiente verano con las mejores destrezas para desenvolverse en el medio acuático.
Una formación que ofrece una enorme tranquilidad, pero que no quiere decir que haya que descuidar la vigilancia de los niños cuando están en el agua.
Este verano, con la Escuela del Agua, disfruta del verano más seguro que nunca.

To Top