La Escuela del Agua, el lugar donde los niños aprenden con una sonrisa en la cara

El aprendizaje no tiene porque estar reñido con la diversión, es algo que llevamos demostrando en la Escuela del Agua desde hace más de cuatro décadas. Miles de alumnos han pasado por nuestras instalaciones y no sólo han conseguido adquirir las herramientas necesarias para poder desenvolverse con seguridad en el medio acuático, es que también disfrutan de inolvidables ratos de diversión, porque en la Escuela del Agua nuestros alumnos aprenden siempre con una gran sonrisa en la cara.

Las clases de natación en la Escuela del Agua están diseñadas para que nuestros alumnos encuentren un momento importante de esparcimiento, creen un vínculo destacado con su profesor y para que mejoren su socialización. Desde los tres meses de edad, los niños ya están preparados para lanzarse al agua, siempre bajo el control y la supervisión constante de nuestros profesores, que cuentan con una experiencia contrastada.

Nuestra apuesta se centra por tanto en la enseñanza de conceptos básicos para los niños en el agua a través de juegos y siempre con el objetivo de que el niño establezca vínculos afectivos positivos con el medio acuático. Si quieres que tu hijo se mueva con la mayor seguridad posible en el agua y que al mismo tiempo disfrute de una actividad que le proporcione momentos de disfrute y le ayude a desarrollarse en todos los ámbitos, no lo puedes dudar, tu sitio es la Escuela del Agua.

Porque es posible aprender con una gran sonrisa en la cara, en la Escuela del Agua te lo demostramos.

To Top